Banner YPFB
El tiempo
     Santa Cruz

T Tecnologia

La "ceja" del iPhone X es tendencia

Si no te gustaba la muesca (notch en inglés) del iPhone X, tenemos una mala noticia: muchos fabricantes de móviles Android se han sumado a la moda.

hace 9 mese(s)

,

El Zenfone 5 es el primer móvil en lanzarse a la piscina, pero está previsto que Huawei haga lo mismo con su P20 y P20 Pro

Cuando dijimos haber aprendido siete cosas en el Mobile World Congress, deberíamos haber incluido una octava: que aunque el iPhone X no estaba presente en persona porque Apple pasa olímpicamente de las grandes aglomeraciones para promocionar su teléfono, sí lo estaba en espíritu.

El conocido como 'notch,' la ceja o pestaña en la parte superior de la pantalla que aloja las cámaras y sensores de identificación facial en el iPhone X, es posiblemente una de las decisiones de diseño más polémicas que ha tomado Apple en los últimos tiempos. Y durante meses se convirtió en el blanco de muchas de las críticas ha recibido el teléfono, el primero de la compañía que elimina el conocido botón "home" para ofrecer un mayor proporción de pantalla.

Bueno, pues malas noticias para sus detractores, porque todo a punta a que el 'notch' ha llegado para quedarse. También en Android, y no sólo en los terminales chinos de dudosa procedencia que imitan obviamente al iPhone.

Aunque ninguna de las grandes marcas, como Samsung oSony, han presentado un teléfono de diseño similar al iPhone X, entre los fabricantes más pequeños es claramente la apuesta del año. Marcas como Wiko, Doogee o Asus tienen ahora en sus catálogos modelos que cuesta distinguir a simple vista del teléfono de Apple.

No tratan de ocultar las similitudes. Asus, por ejemplo, presentó ayer oficialmente el ZenFone 5, su smartphone más ambicioso para esta primera mitad del año. Aunque no tiene el mismo sistema de identificación facial del teléfono de Apple (puede usar el rostro del usuario para desbloquear el teléfono, pero con un sistema más simple y menos preciso), el ZenFone 5 presume de una "pestaña" similar en la parte superior, aunque es un poco más pequeña.



Durante la presentación, la compañía hizo varias comparaciones con "el teléfono fruta X", al tiempo que destacaba el menor precio de su modelo, que se venderá por menos de 500 euros. El modelo V de la compañía china Doogee, similar en aspecto a este Asus ZenFone, se venderá incluso por menos. El precio ronda los 250 euros.

Asus no solo tiene un teléfono con un aspecto muy parecido al iPhone X -las cámaras traseras se han orientado también en vertical, por ejemplo- sino que ha incluido también emojis animados que copian las expresiones faciales del usuario, aunque en lugar de Animojis, como en el caso de Apple, se conocen como ZeniMojis.

La única diferencia sustentación con respecto al iPhone X, visto de frente, es que tiene un marco inferior algo más grueso. En declaraciones a la publicación CNET, Jerry Shen, CEO de Asus, asegura que recurrir a este diseño es un resultado "inevitable" cuando se quieren maximizar la superficie de pantalla en el frontal y que el hecho de que la pestaña sea menor que la de su rival prueba que no es un intento de copia.

Para los fabricantes de Android tomar estas decisiones de diseño supone lidiar con varios problemas potenciales, y no sólo de índole legal si Apple decide perseguirlos. El sistema operativo Android no está preparado aún para soportar pantallas que no sean tradicionales, y en las que una parte importante de la parte superior, donde se sitúa la barra de notificaciones, queda inutilizada.

La consecuencia es que muchas de las imitaciones o diseños "inspirados" en el iPhone X que se han podido ver en este MWC pueden tener incosistencias y errores en la interfaz de uso. Uno de los modelos mostrados en los pabellones del recinto ferial, por ejemplo, era incapaz de mostrar correctamente la hora porque la curvatura de la pantalla ocultaba algunas de las cifras. En otros varias notificaciones "desparecían" detrás de la pestaña.

Se espera que Google añada soporte para móviles con pestañas superiores en la próxima versión de Android, que comenzará a distribuirse en versión beta el próximo mes de mayo. hasta entonces, cada fabricante tendrá que hacer ajustes propios en el sistema operativo si quiere evitar estos errores./


Notas Relacionadas