El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

Sosa ataca a la prensa y la culpa por “pesadilla judicial” que vive

Las principales exautoridades ediles cruceñas, entre ellas Angélica Sosa y Percy Fernández, están en la mira de la justicia.

hace 20 dia(s)

,

Mediante una nota difundida por Santa Cruz Para Todos (SPT), la exalcaldesa Angélica Sosa calificó de suchas (buitres) a los trabajadores de la prensa. Asimismo, los acusó de ser parte de la “pesadilla judicial” que vive por el caso ítems fantasmas.

“La prensa y sus distintas fuentes,  peor que suchas, los oportunistas políticos, informantes y personas de distintas índoles inician esta pesadilla, pesadilla cargada de odio, mentiras, montajes y sobre todo un plan macabro llamado ‘Tiburón’”, expresa la nota.

El pasado mes, Sosa fue enviada al penal de Palmasola, donde debe cumplir  cuatro meses de detención preventiva. La exautoridad está acusada en  el caso de corrupción  de 800 funcionarios fantasmas en la administración municipal.

La exedil indicó que este proceso es parte de un plan en su contra, que fue -supuestamente- armado por los abogados y asesores del actual alcalde de Santa Cruz, Jhonny Fernández. Aseveró que buscan  tapar los hechos de corrupción en su gestión.

“El plan  era tirar mi cadáver político a los tiburones para tapar la corrupción del alcalde

Johnny Fernández,  lo denuncio con nombre y apellido: el contrato millonario de la basura y sus faltas tremendas son un contrato lesivo al Estado, son boletas de garantía ley”, expresó.

Asimismo, argumentó que el objetivo del caso ítems fantasmas es dañar la imagen del exalcalde Percy Fernández, que a su parecer fue el mejor de Bolivia. Añadió que no tiene responsabilidad alguna en el mencionado hecho de corrupción.



Sin embargo, testigos como Javier Cedeño, uno de los involucrados y exdirector de recursos humanos, detalló que con los ítems se pagaba a una enfermera que atendía al padre de la exalcaldesa. También dijo que  con recursos públicos eran costeadas las fiestas de la familia de la exautoridad y tenía trabajadoras para sus arreglos personales.

“El padre de Sosa tenía un enfermero que figuraba como funcionario de la alcaldía, Percy tenía cuatro enfermeras que estaban como funcionarias”, aseveró Cedeño en su declaración en la Fiscalía antes de ser detenido por este caso.

En el marco de este proceso también fue descubierto que la hija de Angélica Sosa recibió la suma de 10.000 bolivianos por haber hecho dos meses de pasantías en la alcaldía cruceña. La joven tuvo que hacer la devolución del dinero.

Además, Sosa es también acusada de ser la responsable de coordinar con los exconcejales para que el caso no fuera fiscalizado. Se denunció que también coordinaban con representantes vecinales y de otros sectores.

El Ministerio Público en los siguientes días, con una evaluación forense, definirá la situación legal de Fernández. Su defensa argumentó que tiene incapacidad mental para comparecer ante la justicia.

Este sonado hecho de corrupción se destapó por un lío familiar en el mes de agosto. Valeria Rodríguez, exesposa del exfuncionario edil Antonio Parada, lo denunció en la Fiscalía, en su ampliación lo acusó por violencia patrimonial y económica, en el cual adjunto las pruebas de la irregularidad.

Página Siete 


Notas Relacionadas