El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

Hay 35 derrumbes en la ruta a Valles cruceños, casas y cultivos destruidos

ABC Santa Cruz realizó un recorrido por las zonas críticas. Hay pequeños productores de verduras que perdieron sus sembradíos. Hay comunidades aisladas por inundaciones. El Río Grande dañó viviendas.

hace 30 dia(s)

,

Las riadas hacen estragos a su paso. Con las lluvias de los últimos días se han convertido en una furiosa corriente que arrasada con todo. En la víspera, las corrientes se llevaron viviendas y cultivos. Y un día después del corte de la carretera en los tramos Bermejo-La Angostura y sector de Petacas, en la ruta a los Valles cruceños, el gerente David Acebey, informó que se contabilizaron al menos 35 deslizamientos donde se registraron caída de piedras de mediana y gran magnitud, mazamorra y ‘chorreras’.

Anotó que el primer punto crítico en la ruta a los Valles cruceños es el puente Tarumá que perdió dos muros de contención por la crecido del río Piraí. Aclaró que el daño no afecta la estabilidad de la estructura y que se intervendrá con trabajos de emergencia para minimizar cualquier riesgo.

En el ramal La Angostura-Bermejo el punto más crítico, según comentó Acebey, se ubica en Petacas donde se registraron deslizamientos con caídas de rocas de gran magnitud. Ayer, seguían los trabajos de limpieza de mazamorra.

Un aspecto que condiciona el avance de trabajos de limpieza, a decir de Acebey, es la poca tolerancia de los usuarios de la ruta que, en su desesperación por evadir los deslizamientos, impiden el paso de la maquinaria pesada para encarar la demolición de las gigantescas piedras y los trabajos de emergencia.

Rebalse del Río Grande

Viviendas derrumbadas, cultivos anegados, caminos intransitables y comunidades totalmente anegadas, así se encuentra Abapó (municipio de Cabezas) y las comunidades aledañas debido al rebalse del Río Grande.

El Searpi mantiene la alerta roja ante las crecidas extraordinarias de los ríos del departamento de Santa Cruz. En algunas comunidades, el desborde de los ríos y quebradas afectó la infraestructura vial y las viviendas, por lo que se requirió la intervención inmediata de maquinaria.



El desborde del Río Grande a su paso por Abapó y otras localidades del municipio de Cabezas provocó estragos en las comunidades cercanas a los márgenes del río. Las aguas bravas sobrepasaron el cauce normal del río y arrasaron con algunas viviendas próximas. La mazamorra arrastrada por el río también destruyó algunos puentes y provocó el cierre de algunas rutas.

Entre los más afectados, citan al municipio de Cabezas, más concretamente las comunidades de Guapurucito, Loma Blanca, Mosqueras y otros.

Pequeños productores

Las intensas lluvias e inclemencias del tiempo dejan secuelas en la producción agrícola y caminos de los municipios de Mairana y Samaipata, de los Valles cruceños. De acuerdo con el presidente de la Asociación de Fruticultores y Horticultores (Asofruth) de Santa Cruz, Iver Miranda, el rebalse del río y el barro que arrastró el caudal del agua anegó varias parcelas de cultivos, principalmente de lechuga, tomate, papa, repollo, acelga, que corresponden a pequeños productores.

El dirigente no precisó las hectáreas perdidas, aludiendo que están en pleno proceso de cuantificación y que, según cree, tomará tiempo dado que es imposible ingresar a los chacos.

Miranda indicó que los caminos quedaron intransitables y que una vez las aguas empiecen a descender se necesitará la intervención de las autoridades departamentales encargadas de la conservación vial para no poner el riesgo la logística y movilización de verduras de los chacos a los centros de abastecimiento.

El Deber


Notas Relacionadas