El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

El MAS se juega todas sus cartas para frenar el paro convocado

Desde los sectores afines al partido de Gobierno, afirmaron que no permitirán bloqueos. La Policía lanzó un operativo para garantizar el libre tránsito.

hace 22 dia(s)

,

Con sanciones, amenazas de desbloqueo,  retorno a clases, desfiles de  militares y de militantes, el Movimiento Al Socialismo  (MAS) busca  frenar el paro indefinido contra la Ley 1386 que se inicia hoy. Ministros y  dirigentes del partido azul acusan a los movilizados de querer desestabilizar el gobierno de Luis Arce.

“Rechazamos el paro que busca  desestabilizar al Gobierno. Estamos   en emergencia y, si es necesario, vamos a estar en las calles y carreteras. Ya hemos tomado determinaciones y estamos más unidos que nunca. Vamos a  festejar el año del Gobierno y día a día vamos a movilizarnos para hacer  seguimiento a los que quieren el paro”, confirmó  el ejecutivo de la Csutcb, Eber Rojas.

Dijo  que para hoy se convocó a todos sus afiliados y a las distintas organizaciones sociales que forman parte del Pacto de Unidad a celebrar el año de gobierno con concentraciones y marchas masivas en los nueve departamentos del país. El acto central   se llevará a cabo en la plaza Murillo, donde se acompañará el discurso del presidente Luis Arce.

Esta medida se realizará en forma paralela a la gran marcha convocada por los gremiales, transportistas y sectores que acatarán el paro, tomando –incluso– las mismas calles.

El ministro de Salud, Jeyson Auza, afirmó  que se sancionará al personal médico que acate el paro nacional.    “No podemos permitir  un paro que suspenda servicios de salud. Somos claros: vamos a asumir las medidas que la ley permita para sancionar a todos los profesionales y trabajadores en salud que  intentan convocar al paro”, amenazó.



El ministro de Obras Públicas,  Édgar Montaño, solicitó al Ministerio de Gobierno  que la Policía garantice la libre circulación en todo el país, sobre todo para los sectores que no pararán.

 En respuesta, el titular de Gobierno, Eduardo  del Castillo, aseguró –a  medios estatales– que  hoy las actividades serán normales en todo el país. “Vamos a garantizar la seguridad del pueblo boliviano que  quiere trabajar”.

A horas de iniciar el paro, el viceministro de Seguridad Ciudadana, Roberto Ríos, junto al comandante de la Policía Boliviana, Jhonny Aguilera, dieron inicio a un operativo policial contra las movilizaciones. “No se va a permitir destrozos o bloqueos en las calles”, advirtió Ríos.

Si bien los cívicos departamentales de Santa Cruz llaman al paro, los   municipios  Warnes y San Julián rechazaron la medida. “Las organizaciones vivas de San Julián rechazamos el paro. No lo vamos a  permitir”, indicó uno de los dirigentes a medios locales.

Página Siete


Notas Relacionadas