El tiempo
     Santa Cruz

M Mundo

Javier Milei: el ex «heavy metal» que lidera el fenómeno de la ultraderecha en Argentina

El emergente líder de la ultraderecha argentina jugó en Chacarita, se declaró antiabortista y defensor del uso de las armas.

hace 1 mese(s)

,

"Zurdos de m..., están perdiendo la batalla". La ultraderecha argentina encontró su mesías: Javier Milei, un exportero de fútbol y excantante de una banda de heavy metal que, gracias a las pantallas televisivas, se convirtió en un exitoso predicador del neoliberalismo extremo.

Los sondeos previos a las elecciones primarias abiertas, simultáneas y obligatorias (PASO) que funcionan como un termómetro casi exacto de lo que sucederá en los comicios legislativos del 14 de noviembre, otorgaban a los libertarios una interesante ventaja.

Milei se convirtió así en el artífice de este crecimiento: sus gritos de guerra contra la "casta política" han calado en un sector juvenil que ha perdido toda esperanza.

Al final de los comicios llama la atención la fuerza que ocupa La Libertad Avanza, cuyo mayor exponente es el economista libertario y "outsider" de la política Milei, quien ha logrado una gran repercusión mediática en los últimos meses por su duro discurso antisistema y contra la "casta" política tradicional.

Todos en el país vecino son sospechosos de ser izquierdistas encubiertos a los ojos de Milei, hasta Horacio Rodríguez Larreta, el alcalde capitalino y uno de los líderes de la derecha moderada.

"¿Sabes qué? A un liberal no le puedes lustrar ni los zapatos, sorete. Te puedo aplastar aún en silla de ruedas", le espetó. "Argentina necesita lo contrario, que consensuemos, que trabajemos juntos", le respondió el alcalde.

A los 50 años, y después de participar de varias discusiones escandalosas en los medios, Milei decidió que era el momento de probar suerte en la política. Su crecimiento en las encuestas no hizo más que potenciar la agresividad retórica.



La estridencia no tardó en llamar la atención de los Bolsonaro en Brasil. "No sólo nos encanta dejar a los zurdos locos, sino que nos une la libertad. Me encantaría visitarlo en Argentina", le escribió el diputado Eduardo Bolsonaro.

Milei le agradeció las palabras, elogió a su padre, y lo invitó a formar una entente regional para frenar a la izquierda y a las "tibias palomas" que son "funcionales" a su avance.

Guerra contra el Estado

Milei jugó en Chacarita Juniors, un equipo que llegó a ser campeón de las divisiones mayores cuando él era un niño y, según confesó, era objeto de violencia psicológica por parte de su padre.

Su melena ensortijada lo muestra como recién salido de la ducha. Algunos creen que utiliza un peluquín, pero él asegura que sus cabellos son los de un libertario que nunca se peina.

Más allá de sus excentricidades, tiene un programa claro: el Estado es "un enemigo" y hay que derrotarlo. "Estoy en contra de todos los impuestos", asegura. Pero, ante todo, se calza su armadura para dar batalla contra un comunismo imaginario en toda trinchera que se le presente. "No podemos seguir abrazando los valores morales del socialismo, que son la envida y el resentimiento", añade.  

Antiabortista y defensor del uso de las armas, con algo de Vox y otro poco de Donald Trump, a Milei le habría gustado que su estrella coincidiera con la del anterior presidente de Estados Unidos, quien, dijo "iba por buen camino".


Notas Relacionadas