El tiempo
     Santa Cruz

M Mundo

Brasil: Jair Bolsonaro ataca comisión sobre la pandemia tras nuevas sospechas en su contra

El líder ultraderechista, sin mascarilla, encabezó de nuevo una marcha con moteros en apoyo a su Gobierno, como ya hizo semanas atrás en Brasilia, Río de Janeiro y Sao Paulo

hace 1 mese(s)

,

El presidente de BrasilJair Bolsonaro, descalificó este sábado a la comisión parlamentaria que investiga la gestión de la pandemia de coronavirus en el país y que ha puesto en su punto de mira al gobernante, en medio del escándalo sobre las negociaciones de la vacuna india contra la COVID-19.

"No sirve de nada que ataquen, inventen o quieran calumniarnos porque no lo conseguirán. Solo una cosa me saca de Brasilia, nuestro Dios. No van a ganar en los despachos, ni inventando narrativas", declaró Bolsonaro en un acto en la ciudad de Chapecó (sur).

El líder ultraderechista, sin mascarilla, encabezó de nuevo una marcha con moteros en apoyo a su Gobierno, como ya hizo semanas atrás en Brasilia, Río de Janeiro y Sao Paulo, y pronunció un discurso ante decenas de personas aglomeradas en plena pandemia de la COVID-19, que sigue fuera de control en el país.

El acto, cargado de tintes electorales, se produce en su peor momento de popularidad desde que en 2019 asumió el poder y un día después de dos testimonios clave en la comisión del Senado que busca responsabilidades por el agravamiento de la pandemia, que ya ha matado a más de millón de personas en el país.

ESCÁNDALOS CON VACUNAS

El caso que ha salpicado directamente al jefe de Estado trata sobre las presuntas irregularidades cometidas en el contrato de intención de compra de 20 millones de dosis de la vacuna Covaxin, elaborada por la farmacéutica india Bharat Biotech.



Los hechos fueron denunciados el viernes en la comisión parlamentaria por el diputado Luis Miranda y su hermano, Ricardo Miranda, jefe de importaciones del Ministerio de Salud.

El legislador reveló además que en marzo pasado informó de esas supuestas irregularidades al propio Jair Bolsonaro, quien, según su testimonio, le reconoció que el asunto era "grave" y le prometió ponerlo en manos de la Policía, lo que al parecer no ocurrió.

Incluso, de acuerdo con Miranda, el presidente le dijo que ese era un "rollo de un diputado" oficialista, Ricardo Barros, actual jefe del Gobierno en la Cámara baja. La cúpula de la comisión de investigación sopesa ahora informar directamente a la Corte Suprema sobre los indicios de un supuesto delito de prevaricación cometido por Bolsonaro.

El mandatario, visiblemente irritado, arremetió este sábado contra los integrantes de la comisión, compuesta por un total de once senadores, siete de ellos críticos con el presidente.

"Tenemos una comisión (de la COVID-19) de granujas que no quieren investigar quién recibió el dinero (por los recursos federales enviados a estados y municipios para combatir la pandemia), solo quién envío el dinero (en alusión a su Gobierno)", dijo en el acto en Chapecó.

"Lamentablemente, el Supremo también decidió que los gobernadores no están obligados a comparecer en la comisión. ¿Qué quieren investigar? En los despachos no ganarán", insistió entre los gritos de "mito", "mito", como le apodan sus simpatizantes.


Notas Relacionadas