El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

Victimas Senkata y Sacaba ven falta de sentido humanitario en informe de la jerarquía católica

hace 4 mese(s)

,

Mediante un comunicado, la Asamblea Permanente de Derechos Humanos (APDH) de la ciudad de El Alto, junto a las víctimas de noviembre de 2019, expresaron su repudio por la falta de sentido humanitario al referirse a las masacres de Senkata y Sacaba como hechos aislados en el informe presentado en la víspera por la jerarquía católica.

“La APDH de El Alto, junto a las víctimas de noviembre de 2019, (familiares de los asesinados, heridos y torturados) expresamos nuestro repudio por la falta de sentido humanitario, solidario y fraterno, por parte de la jerarquía católica en contra de las víctimas de las masacres, de las víctimas de los juicios extrajudiciales, de las víctimas heridas a bala y de las víctimas que fueron torturadas”, señala el comunicado.

Asimismo, observan que el documento eclesial pretende justificar pecados porque solo se refiere a las violaciones de derechos en Senkata y Sacaba como hechos aislados, sin trascendencia, en los que la Iglesia habría recibió a heridos, fallecidos y realizado misas.

“El documento de la jerarquía de la Iglesia Católica no se manifiesta por los asesinatos, por los heridos de bala o por las personas torturadas. Olvida detallar qué se hizo o qué determinaron en contra de las graves violaciones a los derechos humanos, como las masacres de Senkata, Sacaba, sobre los juicios extrajudiciales cometidos por las autoridades de la pacificación y por el genocidio cometido contra aymaras y quechuas”, refiere el comunicado de la APDH de El Alto.



De la misma forma, el pronunciamiento señala que para la jerarquía católica lo más importante es mostrar, a través de su documento, que pacificaron el país y que no se cometieron pecados ni delitos.

“Ahora, comprendemos que la mencionada pacificación pasa por promover la impunidad a quienes ordenaron despreciar la dignidad de seres humanos”, detalla.

También recuerda a los jerarcas de la Iglesia Católica que las víctimas existen en la vida real, que no son imaginación intelectual y no son la creación imaginaria de un laico.

“Es necesario recordar a los discípulos de Pedro, que su pacificación, a la cual defienden, lleva entre sus manos la sangre de inocentes y el dolor de quienes sufrieron la violencia política partidaria. Se cometieron delitos y vulneraciones a los Derechos Humanos, si eso no ocurrió, quiere decir que ante Dios descaradamente son unos mentirosos, entonces, fácilmente, pueden afirmar ‘Cristo no fue crucificado, Cristo fue pacificado’”, enfatiza el comunicado.


Notas Relacionadas