El tiempo
     Santa Cruz

M Mundo

Brasil, al borde del colapso y expertos ven riesgo de «peligrosas mutaciones»

hace 7 mese(s)

,

Brasil, uno de los países más afectados del mundo por la pandemia, registró más de 1.699 muertes por Covid-19 en las últimas 24 horas y se está convirtiendo en un “laboratorio al aire libre para nuevas variantes del virus”.

El neurocientífico Miguel Nicolelis, de la Universidad Duke, citado por The Guardian, señaló que falta de políticas respecto a la Covid y la negligencia del gobierno central brasileño han convertido el país en un terreno ideal para la aparición de nuevas cepas.

“Brasil es un laboratorio al aire libre para la proliferación del virus y la aparición de nuevas y más peligrosas mutaciones”.

Una de estas mutaciones, la variante P1 del SARS-CoV-2, conocida como la variante brasileña del coronavirus, podría ser hasta 2,2 veces más contagiosa que la cepa original, tener hasta 10 veces más carga viral y evadir el sistema inmune, según se desprende de dos nuevos estudios realizados por científicos ingleses y brasileños.

El primer estudio, aún preliminar y a falta de ser revisado por sus pares, publicado el pasado viernes, concluye que esta variante, identificada por primera vez en el estado brasileño de Amazonas, es entre 1,4 y 2,2 veces más contagiosa que el linaje original, por lo que sería probable que estuviera detrás de la intensa segunda ola que sufre Brasil desde finales de diciembre.

Los investigadores han deducido que la P.1 puede evadir el sistema inmune volviendo a reinfectar a entre el 25 y el 61 % de las personas que ya habían padecido la Covid-19.

También encontraron que la P.1 está asociada con un aumento de 1,1 a 1,8 veces en el riesgo de mortalidad, aunque no está claro si se debe a la variante o a la situación de colapso del sistema de salud sufrido durante esta segunda ola en Manaos.
 
Página Siete reportó el mes pasado sobre la falta de control en las fronteras que Bolivia comparte con Brasil, donde las medidas de bioseguridad son prácticamente inexistentes y no hay restricciones al ingreso al país desde Brasil.

Situación alarmante

De acuerdo con el balance diario del Ministerio de Salud de Brasil, el número total de víctimas mortales asciende ya a 260.970 desde el pasado 12 de marzo, cuando fue notificado el primer deceso en Sao Paulo.

Con récords de muertos, hospitales al borde del colapso y una campaña de vacunación a cámara lenta, Brasil vive la fase más mortífera de la pandemia de coronavirus sin una estrategia nacional para contenerla.

El gigante sudamericano registró 1.641 muertos por coronavirus el martes y 1.910 el miércoles, dos récords consecutivos desde el primer caso reportado en febrero de 2020. El total de víctimas de la enfermedad roza los 260 mil, un balance superado solo por Estados Unidos, y los 10,7 millones de contagios.

Se trata de un “escenario alarmante” con un aumento de casos y muertes, altos niveles de síndromes respiratorios agudos graves (SRAG) y una ocupación de más del 80% de camas en las unidades de cuidados intensivos (UCI) en 19 de los 27 estados brasileños, explicó la institución.



El presidente Jair Bolsonaro, un escéptico de la pandemia, lamentó las muertes, pero volvió a ironizar ayer sobre las nuevas medidas de aislamiento social impuestas por varios gobernadores.

“Basta con ese cuento, de estar lamentándose. ¿Hasta cuándo van a estar llorando?”, dijo en un acto el mandatario de ultraderecha, que tiene la mirada puesta en las elecciones de 2022.

“¿Hasta cuándo van a estar encerrados en casa, hasta cuándo va a estar todo cerrado? Ya nadie aguanta eso. Lamentamos las muertes, lo repito, pero tiene que haber una solución”, agregó.

En los últimos siete días el promedio ha sido de 1.331 decesos diarios, una cifra que hasta febrero se mantenía cerca de los 1.100. Desde enero, el país no ha logrado bajar de los 1.000 fallecidos al día, como ocurrió entre junio y agosto del año pasado, durante la primera ola.

El repunte resulta, según los expertos, de la falta de distanciamiento social durante las fiestas de fin de año y de las aglomeraciones del verano austral y el Carnaval, pese a que estas últimas estaban formalmente prohibidas.

Algunos estudios apuntan igualmente a la nueva variante de coronavirus procedente de la Amazonia, denominada P.1, dos veces más contagiosa, detectada ya en 17 estados y que causa alarma mundial.

Brasil, lleva un mes y medio de lenta vacunación contra el Covid, debido a una falta de dosis: hasta ahora, 7,4 millones de brasileños fueron vacunados y solo 2,3 millones de ellos con la segunda dosis.

Ayer,  Río de Janeiro reimpuso restricciones en bares, restaurantes y playas a partir del viernes para, según su alcalde Eduardo Paes, “evitar que se repita el genocidio” de 2020 en la capital carioca.

El estado Sao Paulo, el más rico y poblado, regresará el sábado, por dos semanas, a la “fase roja” de restricciones, que prohíbe la apertura de centros comerciales, restaurantes y salas de espectáculo.

En Brasilia y en los estados de Mato Grosso, Pernambuco, Rondonia y Acre, entre más de una decena, la actividad ya se redujo a los servicios esenciales o se limitaron los horarios de apertura de los comercios.

Incluso los estados más ricos como Paraná y Santa Catarina (sur) están en “alerta crítica” de ocupación de camas UCI.

Situación  del país

  • Promedio Desde el pasado noviembre, Brasil afronta una segunda ola más virulenta y letal de la pandemia que ha llevado al país a promediar más de mil muertes asociadas a la Covid durante el último mes y medio.
  • Negación Pese a la gravedad de la pandemia, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, uno de los líderes más negacionista sobre la gravedad de la enfermedad, instó  a la población a trabajar y se cuestionó: “¿Vamos a llorar hasta cuándo?”.
  • Cuarentenas El líder de la ultraderecha brasileña se refirió al endurecimiento de las medidas de restricción impuestas por la mayoría de los gobernadores para evitar un inminente colapso sanitario ante el grave aumento de ingresos por covid-19.
  • Estados Sao Paulo, el estado más poblado con 46 millones de habitantes, ha registrado en las últimas 24 horas 12.236 nuevos casos y 313 muertes por Covid-19, el mayor número del país, seguido de Río Grande do Sul, que vive su peor momento y ya sufre colapso sanitario.

Notas Relacionadas