El tiempo
     Santa Cruz

M Mundo

Ex primer ministro italiano Renzi recibe un paquete anónimo con dos balas

El exprimer ministro italiano y líder del partido Italia Viva (IV), Matteo Renzi, recibió ayer un paquete anónimo con dos balas, un acto intimidatorio achacado al "clima de odio" generado en su contra, denunció su formación.

hace 8 mese(s)

,



El paquete a nombre de Renzi llegó al Senado, donde tiene un escaño, y al conocer la noticia la presidenta de la Cámara, Maria Elisabetta Alberti Casellati, le telefoneó para expresar su solidaridad.

No es la primera vez que ocurre algo así en Italia, pues otros políticos recibieron paquetes con balas en el pasado, como los exprimeros ministros Silvio Berlusconi, Mario Monti o Romano Prodi.

El portavoz en el Senado de IV, Davide Faraone, atribuyó esta amenaza al "clima de odio" que a su parecer se ha creado estos días contra Renzi y que demuestra una forma de política "propia de bárbaros".

En los mismos términos se expresaron la exministra de IV Teresa Bellanova, quien denunció el acto de "violencia y de odio" contra el exprimer ministro, así como la también senadora Laura Garavin, quien lamentó la "violencia mediática" sufrida.

Renzi, líder de una pequeña formación escindida del Partido Demócrata (centroizquierda), ha protagonizado la escena política en los últimos meses al salir de la coalición gubernamental de Giuseppe Conte, provocando su dimisión por falta de apoyos el 26 de enero.

Esa crisis dio lugar al Gobierno de Mario Draghi, respaldado por prácticamente todos los partidos italianos para evitar un adelanto electoral en plena pandemia.

Además, Renzi fue muy criticado por viajar en enero a Arabia Saudí y elogiar al príncipe heredero Mohamed bin Salman, a pesar del asesinato del periodista y disidente saudí Jamal Khashoggi en el consulado de su país en Estambul en octubre de 2018.

El político ofreció una conferencia en Riad y mantuvo una entrevista con bin Salman, al que calificó de "un gran príncipe", además de considerar que el reino saudí podría ser el lugar "de un nuevo renacimiento para el futuro", unas palabras muy criticadas en Italia.

Renzi respondió a las críticas diciendo en las redes sociales que es "justo y necesario" mantener buenas relaciones con ese país, que considera un "baluarte contra el extremismo".