El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

En carta abierta piden a Murillo ponerse los “pantalones y dejarse mariconadas”

Al mismo tiempo desafía a Murillo a que si no tiene la capacidad, fuerza y pantalones para dirigir a la Policía Boliviana, dé un paso al costado para evitar más desgobierno de los bolivianos.

hace 11 mese(s)

,

El exdiputado nacional por Santa Cruz Bernardo Montenegro en carta abierta al Ministro de Gobierno Arturo Murillo, le dijo que “ya es tiempo de ponerse los pantalones y dejarse de mariconadas” para no hacer nada frente al abuso y atropello del régimen masista que gobernó casi 14 años el país.

Le explicó que como Ministro de Gobierno comanda a la Policía Nacional que tiene la misión constitucional de preservar el orden interno y le recuerda, además, que es su deber y obligación garantizar que  los violentos del MAS sean encarcelados por delitos que ya cobraron la vida de bolivianos por la falta de oxígeno.

“Más allá de amenazas a unos u otros, es tiempo de ponerse los pantalones y dejarse de mariconadas y cálculos políticos electorales, pretendiendo que los valientes jóvenes como la Unión Juvenil Cruceñista, la Resistencia Juvenil Cochabambina o la Resistencia Paceña entre otros, que ya hicieron mucho por este país, pongan nuevamente en riesgo sus vidas, porque a usted y su cálculo político, no le da la gana de cumplir su misión constitucional”, dice en su carta.



Cree que “ya está de buen tamaño que por la desesperada angurria de poder e insistir que la campaña de la Sra. Añez está por encima de la vida de los bolivianos y la democracia, no actúen y no hagan lo que tienen que hacer”.

Anuncia su disposición de salir nuevamente a las calles frente a los violentos y tiranos del MAS, pero le advierte que a partir de este momento, cualquier vida de los bolivianos que se pierda, es única y exclusiva responsabilidad del Ministro de Gobierno y de la presidenta Añez.

Al mismo tiempo desafía a Murillo a que si no tiene la capacidad, fuerza y pantalones para dirigir a la Policía Boliviana, dé un paso al costado para evitar más desgobierno de los bolivianos.


Notas Relacionadas