El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

Temen que sean más de 300 los infectados en Palmasola y solicitan el retiro de embarazadas, niños y adultos mayores

Luego de la muerte de dos reclusos con altas posibilidades de coronavirus, los internos del penal cruceño alzan la voz. Critican la tardanza de la directora de Régimen Penitenciario en tomar las medidas de seguridad.

hace 20 dia(s)

,

Era cuestión de tiempo, se decía entre los internos. Luego de la muerte de dos reclusos con síntomas de coronavirus, el Centro de Rehabilitación Palmasola vive momentos de incertidumbre y comienzan a surgir las acusaciones de los reos hacia las autoridades penitenciarias por no haber tomado las correspondientes medidas de seguridad.

“La directora de Régimen Penitenciario de Santa Cruz, Nadia Prince, desconoce del tema carcelario. Hace un mes, se le presentó una lista de cosas que necesitamos, especialmente relacionadas con el tema de seguridad ante el acecho de la pandemia y nunca nos atendieron. No necesitamos donaciones, los reos nos encargamos de conseguir nuestros alimentos. Lo que pedimos es que se agilicen los casos de los reos que solicitan amnistía e indulto. Hay que descongestionar esta cárcel, es la más poblada del país y se corre un gran riesgo cada día que pasa”, expresó uno de los internos encargados de la logística en los pabellones, que prefirió mantenerse en el anonimato.

El espacio para varones de Palmasola cuenta con 5.500 reclusos, cuando no debería albergar a más de 700. Es el penal con los peores índices estadísticos en el sistema carcelario boliviano.

En ese ambiente se están dando las condiciones propicias para la propagación del virus. La muerte de dos reos, sospechosos de haber sido contagiados, han encendido las alarmas entre la población carcelaria.  

Un interno de 54 años, perteneciente al régimen abierto del PC-4, que padecía de problemas respiratorios, falleció esta madrugada. Tras su deceso fue trasladado a la morgue. El viernes había muerto un recluso de 53 años, que estaba afectado por problemas respiratorios y neumonía.

Funcionarios del Sedes tomaron muestras a ambos reclusos para su estudio de laboratorio. Los resultados serán conocidos, a más tardar, hasta el martes.



El encargado de logística aseguró que el primer infectado falleció por descuidos de los responsables de la cárcel y por no cumplirse con los protocolos. “El señor se contagió hace doce semanas, posiblemente, al tocar algún producto que le enviaron de afuera. Siempre fuimos conscientes de que esto podía pasar. Él es diabético y fue llevado de emergencia por un paro cardiorrespiratorio al hospital San Juan de Dios. Allí estuvo 11 horas sin que lo consigan atender, así que lo trajeron de retorno”, indicó.  

El recluso contó que al hombre lo llevaron por un descuido de nuevo a su pabellón, en vez de hacer que ingrese en el espacio de aislamiento que los reos habilitaron en la zona de la guardería.

Estuvo en contacto con los médicos y los demás reos. Así ha contagiado al segundo interno, que falleció y, seguramente, a muchos más que no lo saben. De acuerdo con cálculos que hemos sacado entre los reclusos son más de 300 personas las que pueden estar contagiadas en este momento en Palmasola”, añadió.

Además de pedir que se agilicen los casos de los reos que solicitan amnistía e indulto para descongestionar las celdas, los reclusos piden que ingresen brigadas de fumigación al recinto y que las embarazadas, personas con enfermedades de base, niños y adultos mayores salgan del penal.

Las autoridades penitenciarias, del Sedes y de la Fiscalía sostuvieron una reunión de emergencia este domingo, en la que se comprometieron a garantizar una mejor atención en el área de salud a toda la población penal.

El gobernador de Palmasola, Wilfredo Coca, la máxima autoridad de seguridad dentro del recinto penitenciario, pidió hace una semana al presidente del TDJ emitir un instructivo para que dejen de ser permanentes las órdenes judiciales de salida de los reclusos, además, subrayó que las audiencias donde son convocados, se realizan sin las medidas de bioseguridad necesarias.///


Notas Relacionadas