El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

Más de 372.000 hectáreas fueron afectadas por incendios en Santa Cruz

hace 1 mese(s)

,

Los incendios, que tienen como combustible una extensa vegetación seca por la ausencia de lluvias y las bajas temperaturas, ya ha arrasado con 372.433 hectáreas de bosques y pastizales, en lo que va del año en el departamento de Santa Cruz, según datos oficiales de la Gobernación.

Este daño equivale a 8,5 veces el tamaño de la mancha urbana de la capital cruceña.

Ante la situación de emergencia, plasmada en resoluciones de declaratorias de desastre de cuatro municipios, la Gobernación cruceña alista la declaratoria de emergencia departamental que permitirá disponer de más recursos para reforzar las tareas de mitigación y auxilio a los municipios, que ya son atendidos por brigadas municipales, del gobierno departamental, por el Ejército y Defensa Civil.

La secretaria de Medio Ambiente de la Gobernación de Santa Cruz, Cinthia Asin, brindó ayer un informe sobre la situación de las quemas, indicando que hasta la fecha se han atendido 153 emergencias por incendios forestales, de los cuales hasta ayer estaban todavía activos los de los municipios de San Rafael, El Carmen Rivero Tórrez, San Matías y Roboré, siendo el de mayor magnitud el de Aguas Calientes, en el municipio de Roboré.

Sobre la afectación, indicó que se calcula que 372.433 hectáreas de bosques y pastizales ya han sido afectadas por los incendios registrados en distintos municipios cruceños. La cifra alcanza a poco más de la mitad del área afectada durante todo el año pasado por el fuego, cuando unas 600.000 hectáreas fueron consumidas por las llamas.

No obstante, la cifra es mínima si se compara con la del año 2010, cuando ardieron 3,5 millones de hectáreas y se lamentaron pérdidas de una veintena de casas, que quedaron reducidas a cenizas en Ascensión de Guarayos.

Asin asegura que la preparación contra incendios que han recibido los municipios y el trabajo oportuno de los bomberos forestales, así como del personal técnico, están dando buenos resultados, pues se han evitado daños mayores, como la pérdida de viviendas.

Emergencia departamental



El director del Centro de Operaciones de Emergencias Departamental (COED), Enrique Bruno, informó ayer de que se espera que en los próximos días se emita el decreto departamental de emergencia para reforzar la ayuda que ya brindan los programas regulares de la Gobernación a las zonas afectadas.

A decir de Bruno, la declaratoria estará dirigida a apoyar a los municipios declarados en situación de desastre, que son El Trigal, Pampa Grande, Roboré y San Ignacio de Velasco.

La resolución permitirá activar el COED para que se pueda coodinar la ayuda con los diferentes niveles de gobierno y fuerzas de tarea.

Asimismo, posibilitará activar el Programa de Desastre Naturales de la Gobernación para disponer de un presupuesto aproximado de Bs 1 millón, para tareas inmediatas, que estarán enfocadas en atender los incendios, dar apoyo logístico y proveer de agua para el consumo 

humano y de los animales. Precisamente, uno de los municipios que pide que se atienda de forma rápida la falta de agua es San Ignacio de Velasco.

Su alcalde, Moisés Salces, que estuvo ayer en la capital cruceña gestionando ayuda para su zona, indicó que la represa Guapomó, principal fuente de abastecimiento de agua del pueblo, se está secando y no durará más de dos meses. Pidió que se lleve agua para los habitantes y para los animales.

Combaten el fuego en Roboré

Por otro lado, ayer por la tarde empezó a operar un helicóptero de Defensa Civil, con el equipo de Bambi boucket, en la zona de Aguas Calientes de Roboré.

Descargó agua desde el aire, para aplacar las llamas que amenazan con ingresar al Valle de Tucabaca. El viceministro de Defensa Civil, Óscar Cabrera, explicó que este equipo, que ya fue usado en San José de Chiquitos, tiene una capacidad de 2.500 litros de descargue de agua. Otra nave, con capacidad de 800 litros, se sumará hoy a los trabajos. Se informó de que se combatirá el fuego por aire y tierra hasta su extinción y se calcula que las tareas se extiendan hasta mañana.


Notas Relacionadas