El tiempo
     Santa Cruz

M Mundo

Mujer abusó sexualmente de más de 20 adolescentes en EE.UU

hace 1 mese(s)

,

Por lo general, cuando los hijos están en una relación sentimental, los padres se preocupan de evitar los riesgos de un noviazgo  abusivo en todos los sentidos.

Coral Lytle (41 años) fue en sentido contrario y se convirtió, según autoridades californianas, en una delincuente sexual, al abusar a los novios de sus hijas de 14 y 15 años.

Según los fiscales del caso consignado los estudiantes de primer año de Redwood High School, fueron seducidos por Lytlel, “proporcionándoles tábaco y alcohol”, para luego forzarlos a tener encuentros sexuales que básicamente eran abusos, dadas las características de los hechos.

Los adolescentes denunciaron a la mujer en 2017, movidos por los remordimientos, dado el daño psicológico ocasionado. “Víctima declaró que esta fue la última vez (Octubre de 2017) que tuvo relaciones sexuales con la acusada, porque se sintió mal al estrechar la mano del esposo de ésta, sabiendo lo que estaba haciendo con ella“, señala el requerimiento fiscal.

Coral se aseguraba de cometer los abusos fuera de su hogar. La mujer viajaba desde Tulare hasta Visalia, en California, para cometer los delitos. De hecho ha sido acusada de 21 cargos en total y le fue fijada una fianza de más de 500 mil dólares.

Prisión, un acuerdo judicial y un divorcio



A Coral, al parecer, no le importó cometer los abusos sexuales contra los jóvenes, tampoco que fueran los novios de sus hijas y menos destruir de esa forma a otra de las víctimas de esta trama: su marido.

Se sabe que poco después de las acusaciones contra la madre californiana, su esposo solicitó el divorcio en un tribunal de la ciudad.

Pero los problemas judiciales de Coral a penas iniciaban. Fue entonces que el juez de la causa, Joseph Kalashian ofreció a sus abogados la libertad condicional con la condición que la mujer fuera fichada como delincuente sexual y que se declara culpable de 12 de los 21 delitos en su contra, entre estos: cópula oral, las relaciones sexuales y la exhibición de pornografía infantil o juvenil.

La mujer accedió y recibiría 5 años de libertad condicional y un término de año en la cárcel del condado de Tulare.

Sin embargo, en las últimas horas todo podría cambiar para la imputada, debido a la apelación fiscal, a la medida dictada por el juez.

“Los delitos en este caso cometidos por la acusada, involucraron una gran crueldad e insensibilidad, especialmente considerando que se aprovechó de una posición de confianza para molestar a dos niños que conoció cuando (estaban) en una relación de noviazgo adolescente con las hijas de la acusada”, reza el escrito del fiscal de distrito adjunto del condado, presentado recientemente.

El próximo lunes habrá una audiencia en la que se decidirá la suerte judicial de la mujer, en medio de la indignación que ha despertado el caso en esta comunidad californiana.


Notas Relacionadas