Banner YPFB
El tiempo
     Santa Cruz

M Mundo

Recién nacida logró sobrevivir tras ser abandonada en un ducto de agua de lluvia en Sudáfrica

hace 5 mese(s)

,

Una historia que produce diversas sensaciones se produjo en la ciudad de Port Elizabeth (Sudáfrica), luego que una mujer, que se encontraba paseando a su perro, encontrara una recién nacida abandonada en un ducto de aguas lluvias. Para su sorpresa, la pequeña estaba viva.

Charmaine Keevy (63), fue quien descubrió a la bebé abandonada en dicho lugar. Según indicó al diario británico DailyMail, “ella estaba con evidentes signos de hipotermia y rodeada por una colonia de hormigas rojas, que le estaban realizando picaduras en su piel”, describió.

La mujer paseaba tranquilamente con su mascota, por las afueras de la ciudad, cuando escuchó un ruido similar al de un gato maullando desde una alcantarilla. Decidió bajar por el terreno para averiguar más sobre el ruido, cuando estuvo muy cerca se dio cuenta que no era un felino, sino que era el llanto de un bebé.

En ese momento, decidió pedir ayuda a los automovilistas que pasaban por la zona para realizar el rescate. Afortunadamente, fue ayudada por un hombre llamado Cornie Viljoen, quien desde su vehículo sacó un fierro de metal para romper la tapa del ducto y salvar a la infante.

Tras eso, se dieron cuenta que la lactante estaba en malas condiciones de salud y moriría pronto si no recibía asistencia médica. Por lo tanto, decidieron llamar a la policía para obtener más ayuda, ya que ambos pensaron que “se trataba de un crimen”.

La policía y ambulancia llegaron rápidamente y los paramédicos llevaron de inmediato a la bebé al hospital Dora Nginza, para que recibiera tratamiento de emergencia.

La vocera del servicio de salud local, Sizwe Kupelo, indicó que la recién nacida fue encontrada desnuda y con restos de su cordón umbilical. “Sufría de hipotermia y tenía serios problemas respiratorios”, explicó.



Por su parte, la portavoz de la policía, Priscilla Naidu, indicó que la única forma que la menor llegara a ese lugar era que alguien bajara y removiera la tapa de seguridad.

“Hay una posibilidad de que la persona que hizo esto haya venido desde una área fuera de esta ciudad y dejara el bebé allí. Apelamos a que los cuidadores y la madre aparezcan por acá”, indicó.

Cornie Viljoen, quien sacó a la pequeña desde el lugar, declaró que la protagonista de la historia se encuentra recibiendo tratamiento en el hospital, pero que su salud mejora día a día.

“Ella está bien por el momento, pero le afecta una infección viral debido a la exposición al frío. Sin embargo, es una luchadora muy fuerte y seguirá adelante”, señaló.

Según indicó la Sociedad de protección de infantes en Sudáfrica, la recién nacida pesó 3 kilos y 9 gramos al momento de nacer.

Por otra parte, la asistente social que se encarga del caso, Pamela Rubushe, indicó que le encontrarán un lugar donde reciba amor y cariño. “Por las condiciones en que se encontró, ella debió haber estado en ese lugar por al menos dos horas”, relató.

La pequeña fue bautizada en el lugar como “Grace April” (milagro de abril) y será dada en adopción cuando logre estar en perfectas condiciones de salud.///


Notas Relacionadas