Banner YPFB
El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

Vicepresidente: en 12 años de Gobierno se recuperó la patria, la economía y la dignidad

En el aspecto político destacó que el gobierno actual sea de movimientos sociales, porque los pobres, indígenas, campesinos, obreros y trabajadores tienen el poder de decisión en sus manos.

hace 8 mese(s)

,

El vicepresidente Álvaro García Linera afirmó el domingo, en entrevista con la agencia cubana Prensa Latina, que en 12 años de Gobierno del presidente Evo Morales se recuperó la patria, la economía y la dignidad.

"Para resumir lo que Bolivia ha avanzado en estos 12 años, podríamos separar en aspectos globales; en lo económico: la reducción de la pobreza y el crecimiento económico; en lo político, que los marginados de todo el tiempo tengan el poder, este es el logro más importante. Es una nueva época, hemos recuperado la patria y la economía para ponerla al servicio de los más pobres y darle poder a los trabajadores, campesinos e indígenas", dijo citado en un boletín de prensa de la Vicepresidencia del Estado. 

El segundo del Ejecutivo recordó que pese a que el país aún tiene niveles de pobreza, esos ya no son tan significativos, pues en estos 12 años, cerca de 25 % de la población pobre y extremadamente pobre pasó a clase media en consumo, por lo que se bajó del 39 % de los extremadamente pobres a un 17 %. 

En la entrevista, que fue difundida por el canal estatal Bolivia TV, García Linera explicó que otro aspecto de la economía destacable es el crecimiento económico en el continente latinoamericano, pese a la crisis económica mundial causada por la baja en los precios de las materias primas. 

También resaltó que el PIB boliviano se haya incrementado de nueve mil millones a 37 mil millones de dólares, y que esto acompañara a la toma del control del Estado de las áreas estratégicas de la economía, lo que permitió una mayor y mejor redistribución de la riqueza.

Señaló que el país, en la actualidad, recorre el camino de la industrialización de las materias primas, lo que favorecerá económicamente a toda la población, lo que implica pasar de ser un país extractivista a tener una economía del conocimiento y se alcanzará después de satisfacer las necesidades básicas de toda la población.

En el aspecto político destacó que el gobierno actual sea de movimientos sociales, porque los pobres, indígenas, campesinos, obreros y trabajadores tienen el poder de decisión en sus manos. 

"Tenemos al primer presidente indígena, también a mujeres y a hombres del campo, indígenas, que son ministros, diputados, senadores, alcaldes y gobernadores, esto ha permitido superar una colonialidad en la que los blancos mandaban", complementó. 

Dijo que algo muy importante en el campo político fue la recuperación de la dignidad y soberanía al impedir la injerencia de los países poderosos en decisiones internas que solo le competen a Bolivia, y que las relaciones internacionales se manejen en base al mutuo respeto.

"Con esta soberanía buscamos esta articulación de la patria grande en la que los latinoamericanos y caribeños construyamos nuestro destino compartido sin intromisión de las potencias", añadió.

Mencionó que la clase media emergente es "hija del pueblo, pero ya no se comporta como pueblo, son hijos de obreros, campesinos y otros, pero no militan en el sindicato u organización de la madre o del padre; entonces, la calve es que este sector mantenga la identidad con el pueblo, se politice, que sea un aliado de los pobres", para ello se deben utilizar las charlas, debates e incluso las redes sociales, "usar los nuevos lenguajes y nuevas sensibilidades". 

Por otra parte, el vicepresidente destacó la conformación de organismos internacionales que articularon gobiernos progresistas y revolucionarios, como la ALBA, Celac, Unasur y demás, sin la presencia ni patrocinio de Estados Unidos, sino por iniciativa propia "y ha sido el momento que más ha avanzado América Latina, aunque ahora haya un retroceso", como en Brasil y Argentina, pero que puede volver, porque los procesos revolucionarios se dan por oleadas, indicó. 

"El gran déficit en la integración continental es la parte económica y este es el gran paso que se tendrá que dar en la próxima oleada, comenzar con temas financieros, circulación de dinero, tema bancario, temas comerciales y temas productivos; en el momento en que se haga eso, la posibilidad de una contraofensiva imperial va a ser mucho más débil de lo que hoy sucede", enfatizó.

Finalmente, García Linera se refirió a los efectos del cambio climático que afecta principalmente a los más pobres, también indicó que Bolivia aporta más en oxígeno que en la emisión de gases de efecto invernadero, que los países del norte son los culpables de los desastres naturales por su gran aporte a ello y que esto en algún momento debe detenerse por acción de los mismos afectados y de la población misma del norte. 

"Tiene que haber un sacudón planetario que haga hermanar, en la acción conjunta, a países pobres, del sur, con pueblos del norte, no con gobiernos, para que hagamos una alianza frente a una oligarquía mundial de gobiernos y de empresas que son las que provocan esta catástrofe, no pueden hacer caer la responsabilidad en los países pobres", indicó.///

Notas Relacionadas