Banner YPFB
El tiempo
     Santa Cruz

N Nacional

Detención domiciliaria para dueño de un motel que abuso sexualmente de una mujer que dopo con su pareja

hace 3 mese(s)

,

No es por dinero ni van a transar. La pareja seguirá con la denuncia, pues, para ellos, la esposa fue violada mientras permanecían en un motel la mañana del domingo. El supuesto autor sería el dueño del local Candilejas, cuya habitación en la que ocurrió el hecho no tenía chapa de seguridad por dentro.

“Nunca me voy a olvidar de su cara”, dijo la víctima quien junto a su esposo y un familiar llegó hasta este diario a manifestar su protesta porque el imputado, en una audiencia de medidas cautelares que se llevó adelante la tarde del lunes, se benefició con la detención preventiva con escolta policial. La defensa alegó que el sujeto no era un peligro para la sociedad como pretendían hacer ver el Ministerio Público y la acusación; a su favor, pesó que no tenía antecedentes penales.

Sin embargo, casi al final de la audiencia, la jueza 3° de Instrucción en lo Penal de la Capital, Ximena Mendizábal, por su iniciativa, ordenó a su secretario que revisara los antecedentes penales del imputado. El resultado: tenía tres denuncias por violación y robo, afirmó.

“Pero yo no podía hacer nada”, dijo Mendizábal. “No podía proponer esa prueba”, añadió al recordar que esa es una tarea del Ministerio Público que a esa audiencia asistió sin esa información básica para detener preventivamente al supuesto agresor.

Según la relación de hechos, la víctima y su esposo tomaron el servicio del motel entre las 6:00 y 7:00 del domingo tras asistir a una fiesta. Pidieron dos cervezas. El esposo bebió un poco y después sostuvieron relaciones sexuales. Se quedaron dormidos pero no lado a lado. De pronto, entre sueños, la esposa sintió caricias y respondió, pero cuando estaba sosteniendo relaciones sexuales abrió los ojos y se dio cuenta que no era su esposo. “Era la cara de un viejo”, declaró. Gritó y el sujeto salió dejando la puerta entreabierta.



La mujer despertó a su esposo. Le contó lo que había ocurrido y después salió tras el agresor, seguida por el esposo. Identificó al sujeto que fue agredido por el hombre, según refieren las declaraciones de los testigos.

La esposa salió a la calle y gritó que habría sido violada. Desesperada corrió hacia Yurac Yurac en busca de ayuda policial; al no encontrar respuesta, regresó al motel donde ya estaba una patrulla de la Policía atendiendo el caso.

A decir de la pareja, el entorno del imputado sostiene que la denuncia es por dinero o porque no tenían dinero para pagar el servicio, pero ellos lo rechazaron enfáticamente. Dijeron que seguirán adelante con el proceso para buscar justicia y que esta clase de agresiones no se repitan en lugares donde la privacidad de las personas debe ser garantizada íntegramente.

Sospechan que el dueño del motel les estuvo siguiendo porque después, cuando se hizo el levantamiento fotográfico del lugar, se dieron cuenta que la habitación que utilizaron no tenía chapas internas para asegurar la puerta. ¿Habrá ocurrido lo mismo con otras parejas? Se preguntaron.

Por todo lo ocurrido, la pareja afirmó que apelará la detención domiciliaria con escolta policial para que el sospechoso se defienda con detención preventiva desde la cárcel, pues tienen constancia que el imputado tuvo denuncias por violación que fueron rechazadas, supuestamente, por arreglos económicos.///


Notas Relacionadas